martes, 29 de noviembre de 2016

La menor de los Arias, actriz, piloto y modelo



La noche de este lunes el cielo se oscureció. Sisy Arias, la hija pequeña de Jorge Arias, dejó este mundo junto a otras 74 personas, ocho de ellas bolivianas, que iban rumbo a Medellín, en Colombia.

La joven, de 29 años, era estudiante de actuación en la academia de Adriana Barraza y desfiló para grandes marcas de ropa de baño, como Swim by Chuck Handy en Estados Unidos, donde radicaba. Dejó su trabajo en Gigavisión, el negocio familiar, para estudiar Aviación Comercial en la ciudad de Miami.

Sisy provenía de una familia con tradición periodística en Bolivia. Jorge Arias, su padre, es un respetado periodista en el país y socio de la televisora Gigavisión. Su hermana, Carly y su hermano Junior, son presentadores de noticias en el canal familiar. Pero, Sisy no quería eso. No se dedicó al periodismo para seguir su sueño, conquistar el cielo.

Desde entonces se convirtió en capitán de vuelo. "Antes trabajaba con mi papá (Jorge Arias), porque tenía que hacerlo, no por gusto. No me agradaba estar en una oficina y la comunicación no me llamaba la atención para nada", dijo en una entrevista con SOCIALES.

La mimada de papá
Sisy era muy pegada a su padre. En una entrevista con el Diario Mayor contó que charlaba todas las mañanas con él y que era una parte fundamental en su vida. "Es mi estrella, mi ángel guardián, el hombre que siempre he admirado, mi superhéroe. No importa la chambonada que me mande, es mi confidente, mi mejor amigo", dijo aquella vez.

Siguió: "Él siempre me decía: 'No importan el tiempo ni el dinero. Tu papá está aquí y mientras viva te dará todo'. Lograba que me sienta respaldada. Es mi todo".
La tragedia
Ella formaba parte de la tripulación de la aeronave que transportaba a la delegación del club Chapecoense que debía jugar la final de la Copa Sudamericana ante Nacional de Colombia.

"Que Diosito me la guarde en su gloria mi niña...te amo, te ame y te amaré siempre amor ...no sé que será de mi sin tí...Sisyta mi niña por siempre. Aquí no hay un adiós, solo que tu te adelantaste un poquito", escribió el periodista en su cuenta de Facebook.

La aeronave, con matrícula TT2933, debía haber llegado a Medellín hacia las 21:33 horas pero perdió contacto con la torre de control cuando volaba cerca del cerro conocido como La Ceja. Dos horas más tarde se confirmó el accidente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario